Aseguran presos y empleados de penal en Michoacán que el lugar es controlado por "El Z40"

Publicado el 23 de Julio de 2021 a las 10:56:00 | Por: Redacción / Informa Oriente |

Ciudad de México; 23 de julio de 2021.- Fue dado ha conocer que en el Cefereso número 17, en Buenavista Tomatlán, Michoacán, zona donde el Cártel Jalisco Nueva Generación y otros grupos criminales libran una cruenta guerra, se encendieron los focos rojos con la llegada de 300 reos de alta peligrosidad procedentes del centro federal de readaptación social número 2 de Puente Grande, Jalisco.

Todo esto aconteció el pasado 30 de junio de 2020, siendo el recluso más peligroso, Miguel Ángel Treviño Morales, el Z40. 

Asimismo y de acuerdo con documentos redactados por trabajadores del reclusorio, que fueron anexados a una queja presentada en el Centro de Justicia Integral Michoacán, de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, señalan a Jorge Isaac Neri García, titular de la dirección del centro carcelario número 17, de presuntos actos de corrupción que involucrarían a Treviño Morales. 

Por su parte internos y empleados procedentes del extinto penal federal de Puente Grande, Jalisco, señalan que enfrentan irregularidades que van desde hacinamiento, autogobierno, inseguridad y malos tratos por parte del director. 

Cabe señalar que el escrito narra que El Z40 realizó una donación de balones con un costo de 2 mil 800 pesos cada uno, juegos de ajedrez y dominós, con una inversión por pieza de mil pesos. 

Finalmente en la administración de Julio César Pérez, ex director del mencionado reclusorio, el mismo capo de las drogas regaló 30 bocinas que fueron repartidas entre los internos.

Comentarios
Más leidas
Más importantes